La práctica del sábado ciertamente estuvo lejos de ser una atmósfera de juego, pero fue un gran día para un par de jugadores, incluido la selección de primera ronda, Micah Parsons.