Desde el primer día, el fútbol americano siempre ha sido parte de la vida de Jake Ferguson. Ahora tiene la oportunidad de vivir su sueño con los Cowboys y posiblemente ganar tiempo de juego de inmediato.