Los Cowboys parecieron tener un draft exitoso el año pasado, pero la página pasó a 2023 con Will McClay y su equipo preparándose para la próxima cosecha de jugadores.