En el campo, Viliami Fehoko es un hombre con la misión de causar estragos en las ofensivas contrarias, utilizando a su familia como el motor de arranque en cada jugada.