Aunque no jugarán ningún juego de pretemporada, los Cowboys se están acercando a ese punto en su instalación de jugadas.