Con una prueba positiva confirmada por los Steelers, los Cowboys cambiaron su calendario de la semana de descanso, incluida la cancelación de una práctica.