CeeDee Lamb tuvo el mejor partido de su carrera en la derrota ante los Packers, aunque imperfecto, pero su juego explosivo no evita que los Cowboys sigan interesados en Odell Beckham, Jr.