Fue una actuación dura contra los Jaguars, pero a los Cowboys les tiene que encantar lo que sus jugadores jóvenes pudieron mostrar a medida que avanzaba el juego: varios brillaron a pesar de la derrota.